Quito, en el centro del mundo

8 diciembre, 2019
55 Views

Lo antiguo y lo moderno conviven en armonía en la capital del Ecuador y la convierten en un destino obligado para miles de turistas que visitan anualmente el país.

 

Hace unos años fue distinguida como “Capital cultural de América”, título que desde el 2000 otorga el Bureau Internacional de Capitales Culturales (IBOCC). La última en ostentarlo fue Santo Domingo (República Dominicana); Córdoba (Argentina) fue designada en el año 2006.

 

LO ANTIGUO

Si bien la historia de la ciudad, fundada por Sebastián de Benalcázar  como “San Francisco de Quito”, se inicia en el año 1534, los orígenes se remontan al antiguo Reino de los “Quitus”, del que toma su nombre.

 

Los españoles encontraron el territorio habitado por los Incas, quienes poco antes de la conquista habían doblegado al pueblo Shiry, última dinastía que gobernó el Reino de Quito.

 

A pesar del mestizaje, muchos grupos aborígenes conservan en la actualidad las costumbres y tradiciones de sus ancestros. En la música folklórica se denota claramente la influencia incaica, y en su religión y leyes todavía existen prácticas que son analizadas y discutidas por la sociedad.

 

En las muestras de pintura, escultura y arquitectura se conservan rasgos propios del pueblo indígena mezclado con lo colonial, valoradas por la UNESCO para declarar a Quito, en 1978, como Patrimonio Cultural de la Humanidad. Aún su centro histórico conserva gran parte de las riquezas coloniales de Latinoamérica.

 

INDEPENDENCIA Y COMIENZO DE LA REPÚBLICA

Quito tiene una importancia preponderante para la historia del Ecuador. Fue allí donde el 10 de agosto de 1809 se dio el primer intento de independencia de toda la región. Es por eso que se la llegó a denominar como “Luz de América”

 

Ya en el año 1822,  se concretó la gesta libertaria, al mando de Simón Bolívar,  con la Batalla del Pichincha (en alusión al volcán que enmarca majestuosamente la capital ecuatoriana). Dejó de ser la Real Audiencia de Quito para pasar a formar parte de la Gran Colombia, organización política que reunía a los actuales países de Venezuela, Colombia y Ecuador. Finalmente en 1830 pasó a constituirse como República del Ecuador.

 

LO MODERNO

Recorrer Quito es una experiencia fascinante. Desde la Plaza Grande (Plaza de Gobierno y alrededores), se va descubriendo, en medio de empinadas y adoquinadas calles, edificaciones cargadas de historia, museos, iglesias, conventos  y monumentos.

 

Y después, a pocos minutos de distancia, se vislumbra la ciudad pujante, llena de enormes edificios, centros comerciales, plazas y parques, donde durante el día hay manifestaciones de música, pintura y teatro, muchos de ellos al aire libre. Y por la noche acoge a los turistas en sus bares y discotecas.

 

Un paseo en bote, la práctica de algún deporte, o simplemente compartir en familia el almuerzo, entre otras actividades al aire libre, se puede programar por muy pocos dólares en parques como  El Ejido o La Carolina.

 

La Plaza Foch, en el Barrio La Mariscal, se ha convertido en un importante punto de encuentro nocturno de jóvenes y adultos, ya sea para comer en algún restaurante o compartir entre amigos en algún bar.

El trole, una especie de metro, traslada de norte a sur a quien quiere escapar del tránsito, y además permite un recorrido casi completo de la capital.

 

En las afueras están los valles, Los Chillos, Tumbaco, San Rafael, Cumbayá, entre otros, rodeados de grandes bosques de pinos y arrayanes, que ofrecen aguas termales y amplias zonas para acampar o descansar.

 

TELEFÉRICO

Aquellos que  no temen a la altura se pueden animar a subir, vía teleférico, hasta el mirador. En éste encontrarán un parque de diversiones y varios restaurantes de comida típica e internacional. Desde ahí se puede admirar la ciudad, las montañas y nevados  de Los Andes.

 

Este medio de transporte y atracción turística consta de ocho cabinas con capacidad para seis personas cada una. Se eleva desde los 2.950 hasta los 4.100 metros de altitud y el viaje dura aproximadamente 10 minutos.

 

CIUDAD MITAD DEL MUNDO

Y justo en la Mitad del Mundo está el monumento que permite pisar el hemisferio norte y el sur al mismo tiempo.

 

Aunque la línea equinoccial o ecuador atraviesa varios países en distintos continentes, la República del Ecuador adoptó su nombre debido a que precisamente a Quito, llegaron varios científicos en el año 1736, con la Primer Misión Geodésica Francesa, quienes lograron con éxito medir un arco de meridiano desde la latitud cero al Polo Norte para comprobar la forma de la Tierra.

 

La denominada Ciudad mitad del Mundo ofrece dos museos, uno de ellos etnográfico; planetario; distintos pabellones y el insectarium, donde se exponen diferentes especies de insectos de todo el mundo.

 

Además, dispone de lugares para degustar gastronomía local y apreciar artesanías. También se puede presenciar actuaciones gratuitas de canto y baile tradicionales.

 

GUAYASAMÍN Y LA CAPILLA DEL HOMBRE

La capital ecuatoriana no solamente es cuna del arte colonial sino también del contemporáneo.

El reconocido pintor quiteño Oswaldo Guayasamín concibió la Capilla del Hombre, como un homenaje al hombre latinoamericano.

 

Este Complejo Cultural, aún en proceso de construcción, incluye un monumento edificado en dos niveles; pero el total de las instalaciones ocupará alrededor de 15.000 metros cuadrados. Los visitantes podrán recorrer no sólo la denominada Capilla del Hombre, sino también museos arqueológicos y coloniales, el Árbol de la Vida, lugar donde yacen los restos del artista y la Casa Taller donde residió.

 

Para referirse a su obra es necesario conocer a Guayasamín (1919-1999), merecedor de importantes premios internacionales, y cuyo trabajo fue requerido para plasmar murales en los Palacios de Gobierno y Legislativo de Quito; el Aeropuerto de Barajas en Madrid; la Sede de la UNESCO en París y  el Parlamento Latinoamericano en Sao Paulo.

 

Si se trata de Quito, no es caer en un lugar común asegurar que “por negocios o placer” éste debe ser el próximo viaje. ¡Tiene un valor agregado! Encontrar de paso un periplo por la historia y cultura de Sudamérica. Vale la pena conocerla.

 

CÓMO LLEGAR:

Vuelan desde Buenos Aires a Quito en vuelo directo LAN, y Taca, con escala en Lima, hasta el Aeropuerto Mariscal Sucre en Quito. COPA y AVIANCA ofrecen otros itinerarios, con más conexiones no tan convenientes.

 

CLIMA:

Las mañanas y las noches suelen ser frías durante todo el año. Al mediodía y hasta las cinco de la tarde,  la ciudad alcanza la temperatura máxima. Hay un período prolongado de lluvias (octubre a mayo) y estación seca de cuatro meses. La temperatura promedia los  7 y 22 °C.

 

DÓNDE HOSPEDARSE:

Quito tiene desde hostels, de 30 dólares la noche, hasta hoteles cinco estrellas. Existe una amplia oferta hotelera, que permite encontrar hospedaje, incluso sin reservar con anticipación.

 

Recomendados:

 

Hotel Reina Isabel:

Ubicado en plena Av. Amazonas, cerca del centro financiero y comercial de la ciudad. Habitaciones de lujo y atención de primera.

Elegido por ejecutivos y profesionales que asisten a citas de negocios o convenciones.

 

 

Hotel Río Amazonas:

Ofrece la comodidad y servicios propios de un hotel cinco estrellas. Se caracteriza por la realización de congresos y eventos especiales. Además, cuenta con La Canoa, uno de los más prestigiosos restaurantes de comida típica del país.

 

Hotel Holiday Inn:

El Barrio La Mariscal, de gran desarrollo turístico, se encuentra el recientemente inaugurado Hotel Holiday Express Inn. El edificio combina dos tipos de construcciones. La recepción y salones conservan los detalles de una casa antigua, restaurada, y la torre de habitaciones es completamente moderna.

 

NÜ Boutique Hotel

Diseño moderno y con excelente ubicación, ubicado en la Plaza Foch, cerca de importantes restaurantes y bares, en pleno centro nocturno de la ciudad.

Cuenta con lujosas habitaciones, entre ellas la Jacuzzi Suite y la mejor atención, que pueda imaginar, para una placentera estadía.

 

DÓNDE COMER:

La boca del lobo:

La atractiva decoración hace que los comensales disfruten de la comida en un ambiente fuera de lo común.

Para almorzar o cenar este inusual lugar ofrece entradas: ensaladas, sopas, mariscos o platos fuertes como carnes y pescado a la parrilla, y comida típica.

 

La Choza:

Con cuarenta años de experiencia, ofrece gran variedad de sabores nacionales. Está decorado con elementos autóctonos de las diferentes regiones del país. También se puede disfrutar de música folklórica en vivo.

 

Mi cocina

Un poco más informal y económico, el restaurante ubicado en el Centro Comercial Megamaxi, presenta un menú nacional e internacional bastante atractivo.

 

El Pobre Diablo

Otra buena opción para disfrutar de buena comida ecuatoriana. En un ambiente más bien bohemio, con músicos en vivo y excelente atención.

Para aquellos que deseen ir después de cenar, bien podrán disfrutar del Bar-Café y del show nocturno.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com